Sencillez

La biografía de Steve Jobs es uno de mis libros favoritos; el tío amoldó el mundo a su visión y no al revés, como hacemos el resto de los mortales. Era exigente, obsesivo, visionario, diferente… estaba loco perdido si me preguntáis a mi. Pero como él mismo dice “la gente que está lo suficientemente loca como para pensar que pueden cambiar el mundo, son los que lo hacen”.

Una vez leí que si de un libro puedes sacar una idea interesante ya ha merecido la pena leerlo. De este libro en mi opinión se pueden sacar muchas ideas interesantes, pero hay una en concreto que me encanta. –La sencillez– Es esta idea que tiene Apple de llevar la sencillez a su máxima expresión la que más me cautivó. “La sencillez es la maxima sofisticación” se cree que dijo Da Vincci. “Es un concepto que requiere sumergirse en las profundidades de la complejidad. Tienes que entender en profundidad la esencia de un producto para poder deshacerte de todos los elementos que no son esenciales.” (Jonathan Ive) ¡Es una idea tan sencilla y a la vez tan poderosa! Me encanta.

Y es precisamente por esto por lo que estoy enamorado de la energía solar. Es sobria, sin extras, limpia, elegante, SENCILLA. Ahora, todo eso esta muy bien y es muy bonito, pero no solo queremos sencillez, queremos funcionalidad y viabilidad económica. ¿Es la energía solar rentable? Antes de meternos en materia os dejo un video que explica brevemente como funciona la energía solar fotovoltaica y su cadena de suministro.

 

Y ya que nos ponemos también os dejo un video sobre la cadena de suministro del petróleo y el gas.

 


Este último video es de los videos más sencillitos que he encontrado, y además se ve todo muy bonito y limpio, sin residuos ni daños colaterales… Por favor compararlos. Por favor, ¡POR FAVOR! comparar un proceso y contrastarlo con la sencillez del otro. Yo lo pienso y se me cruza el cable. Y eso que no nos hemos metido en materia de energía nuclear o carbón…entonces si que me pongo esquizofrénico…  En fin. Creo que el punto esta claro. Ahora vamos a los números.

Los números

En una hora el sol irradia más energía sobre la Tierra que la que se consume en un año. Obviamente todavía no hemos llegado a ese punto de eficiencia a la hora de absorber toda la energía del sol, pero sin duda vamos por el buen camino. Aun así instalar paneles solares a día de hoy es rentable. No sólo es rentable, sino que se puede calcular el ROI (retorno de la inversión) antes de instalarlos ya que tenemos toda la información que necesitamos; la vida útil de los paneles solares, el precio de la electricidad convencional y cuánto producirá tu instalación solar. Seguirme aquí un segundo. Un sistema de 2,5Kwp cuesta alrededor de 2.800€ y producirá más o menos 1.400kWh de electricidad cada año. Si el precio de la energía convencional es de 0,19€/kwh, esto se traduce en 266€ de ahorro al año. El precio de la energía, como sabemos, no para de subir (30% en los dos últimos años), mientras que la producción de tus paneles solares es más o menos constante. En  torno al año 10 ya habrás amortizado la inversión inicial y como los paneles solares tienen una garantía de 25 años (pueden funcionar hasta más de 50 años) todo lo que ahorres a partir del año 10 va directo a tu bolsillo. Sin contar el beneficio de producir tu propia energía de una forma 100% limpia.

The Feed-in Tariff – Diferencias entre Alemania y España

Gran parte de esta rentabilidad que ahora disfruta la energía solar (o las energías renovables en general) es gracias a Alemania y su obra maestra “the Feed-in Tariff”. The Feed-in Tariff es un concepto muy sencillo. Como habéis visto en el video, la energía que produce tu panel solar y no usas internamente es exportada a la red general, y por esa energía recibes una compensación económica (es energía que has producido tú y la estás metiendo en el sistema). Lo que se hizo con este programa es ajustar la compensación recibida por la energía que se exporta a la red general, de tal manera que invertir en energía renovable saliese rentable. Uno de los objetivos de este programa era aumentar la demanda de paneles solares -y por lo tanto la producción- y así disminuir el coste de estos, que por cierto es precisamente lo que ha pasado. Ahora. Hay varias claves por las que este programa fue un éxito rotundo. 

1.  La compensación por la energía que se mandaba a la red general venía del resto de consumidores de energía. Es decir, de todos. Se aumentó en un porcentaje minúsculo la factura de electricidad para todo el mundo. (Al fin y al cabo todos los que usasen la red general se podrían beneficiar de estas tarifas).

 

2.   Se establecieron unos márgenes en la compensación que se daría por la energía que se exportaba a la red general. Así, si se producía más de lo que se había estimado en un primer momento, los retornos se podrían reajustar y así nunca serían desorbitados. O viceversa. (Justo lo que no hizo España, luego entraremos en eso).

 

3.   La burocracia fue mínima. Alemania entendía perfectamente que la gran belleza de la energía renovable es la descentralización y que el éxito de este programa pasaba por que lo adoptasen los consumidores finales: las familias. Por lo tanto el papeleo para entrar en el programa era mínimo.

La Feed-in Tariff llevó a Alemania a ser el país con más potencia solar instalada en el mundo.

Feed-in Tariff

 

Y si España disfruta de casi el doble de horas de sol que Alemania. ¿Por qué no hacemos lo mismo? Bueno, lo intentamos, pero lo hicimos a la española.

¿Las tres claves del éxito del Feed-in Tariff alemán que he mencionado antes? España hizo todo lo contrario. Primero se pasó por alto que España tiene el doble de horas de sol que Alemania, y al contrario de lo que hicieron los germanos, en España no se estableció un margen definido por el que aumentar o disminuir el retorno según la productividad.  El resultado fue que el Feed-in Tariff español ofrecía a los inversores unos retornos desproporcionadamente grandes. Para que os hagáis una idea, el objetivo del gobierno era llegar a los 400 megavatios de capacidad solar en 3 años. Se llegó en tres meses. El mercado explotó y se llegó a os 2,7 gigavatios de capacidad solar. Otro problema fue la burocracia. El papeleo era tan absurdamente complicado que ninguna familia podía permitirse pasar por él. El mercado se llenó de empresas y especuladores instalando sistemas gigantes y de poca calidad para así recibir esas compensaciones desorbitadas que se estaban dando. Finalmente los retornos no venían de los consumidores de energía como habían hecho los alemanes, sino de las arcas del Estado. Con el mercado fuera de control, en septiembre de 2008 el PSOE piso los frenos, se cubrió de gloria tras una gestión horrenda, y el mercado se colapsó. Y el PP no sólo ha pisado los frenos sino que se ha inventado un impuesto por utilizar la red general Y un “peaje de respaldo” por instalar paneles solares SIN ni siquiera utilizar la red eléctrica. Es decir lo que antes se pagaba desorbitadamente ahora se penaliza. En fin. A la española como he dicho antes.

 

La energía solar es rentable. Hoy. Y mientras los precios de la energía convencional están subiendo sin parar, los precios de los paneles solares están bajando a ritmo de vértigo y su productividad aumentando. Y si lo hace California, Alemania, China, Japón, Noruega, Costa Rica, Australia, Nueva Zelanda… lo puede hacer España. Pero no, aquí se quiere meter un taladro para inspeccionar las aguas de Ibiza y las Islas Canarias… por ver si hay algo. Porque sol tenemos poco, y bueno, a los políticos ahora no les viene bien.

 
 

3 thoughts to “Feed-in Tariff – ¿A quién le da miedo la energía solar?

  • Anonymous

    gracias.. totalmente de acuerdo
    el sol está desperdiciado
    si se consiguió, investigando.. pasar de los enormes receptores de ondas de radio a nanotransistores
    por qué no se investiga para la mínima necesidad de espacio para condensar y acumular la energía solar?
    saludos, me encanta está bitácolra :))
    Bárbara
    http://ildeosada.blogspot.com.es/2014/10/hinkley-point.html

    Responder
  • Anonymous

    precisamente hoy.. la ciencia te da la razón..

    Un nuevo panel solar convierte en calor el 90% de la luz que absorbe

    publicado en Europa Press..

    gracias!!
    Bárbara

    Responder
  • Javier Velasco

    Hola Barbara, muchas gracias por tus comentarios!! Yo quiero ser positivo y pensar que la energía solar va para arriba. Los números así lo dicen; precio bajando, eficiencia subiendo… Un saludo! P.D a mi también me gusta mucho tu blog!

    Responder

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.